Saltar al contenido
Consejos para ser feliz

Terapia de pareja, ¿cuándo acudir?

mayo 16, 2019
Terapia de pareja, ¿cuándo acudir

La terapia de pareja. Las relaciones de pareja a lo largo de su historia tienen varios episodios tanto felices como amargos. Gracias a ellos la relación madura y se conocen mejor el uno al otro. Se acepta al otro tal como es, sin querer cambiarlo o definitivamente se rechaza la conducta del otro hasta que logre ser como el/ella quiere que sea.

Esa es una de las razones más consultadas en el momento de empezar una terapia de pareja. El que ninguno de los dos quiera ceder o mejor quiera cambiar al otro para que la relación funcione. Las discusiones, la falta de tolerancia, incluso el querer dar por finalizada la relación son señales de que es necesario cambiar para convivir en armonía y felicidad.

La terapia de pareja será necesaria cuando las dos partes estén de acuerdo que necesitan ayuda. Uno de los dos no puede obligar al otro, ya que se pierde el objetivo de arreglar la situación. El considerar que una tercera persona puede ver desde otra perspectiva la relación puede ayudar a que esta mejore. Sin embargo, es una relación que debe ser concertada por ambas partes.

¿Cuándo debe acudir a terapia de pareja?

Existen tres momentos en la relación que establecen en que periodo se encuentran, los dos creen que no es necesario asistir y que lo lograrán solucionar, los dos creen que no es posible llegar a un acuerdo y quieren que un tercero los oriente o los dos creen que ya no se puede hacer nada y prefieren separarse. En cualquiera de los tres estados, siempre debe primar el bienestar de los dos.

Terapia de pareja, ¿cuándo acudir
Terapia de pareja, ¿cuándo acudir

La relación de pareja no se basa en un juego de poderes, de quien manda, quien obedece, quien tienen o no tiene la razón, la relación de pareja se basa en que los dos tienen un sueño que construyeron juntos y que a pesar de las adversidades o diferencias definitivamente quieren hacerlo realidad. Son compañeros de vida y son apoyo el uno al otro.

¿Sirve de algo la terapia de pareja?

La psicología de pareja trata temas de la convivencia que en el momento en que los dos han decidido acudir a buscar ayuda,  está regida por factores negativos.

Dominación egoísta, la intransigencia, intereses opuestos, crítica, indiferencia, bajo nivel de confianza, celos e infidelidades, represión de emociones, dependencia, mala comunicación, percepción negativa del cónyuge, frustración de expectativas, entre otros, pueden producir un declive en la relación.

El fomentar sentimientos ambivalentes, es decir, sentir amor, enojo o rencor al mismo tiempo que puede incrementarse a través de la suma de experiencias negativas; por tal motivo es necesario acudir a terapia de pareja que permita encauzar la relación.

¿Qué hacer para mejorar una relación de pareja?

Podemos pedir ayuda profesional cuando la relación nos trae malestar. Si no estamos satisfechos, en este caso con nuestra vida en pareja, es útil contar con alguien experto en el tema para obtener la orientación y resolución de las dificultades a nivel afectivo, comunicativo, sexual, desacuerdos frente a los hijos, desacuerdos económicos, desacuerdos por intromisión de las familias de origen, etc. Por lo tanto, para mejorar la relación de pareja es necesario concertar, dialogar, aceptar, cambiar y sobre todo seguir amando a la otra persona. Si a raíz de los conflictos que se han suscitado en la relación el amor acabo. Ya no se puede hacer nada.

¿Cómo ser feliz en el matrimonio?

Así, como el tema de la salud donde la prevención ayuda a evitar enfermedades, para no acudir a la terapia de pareja es necesario desde siempre alimentar la relación todos los días, renovando, cambiando, planeando y sobre todo trabajando unidos como equipo para que esa unión permanezca por siempre unida.

Hábitos simples que pueden practicar todos los días les ayudará a vivir felices en pareja, por ejemplo conociendo que temas los apasionan a los dos por igual, que actividades pueden hacer juntos, confiando mutuamente, enfoque positivo ante cualquier proyecto que entablen los dos, mimarse, abrazarse, decir “te quiero”, “te amo”, más seguido, demostrar cada día las cualidades que te enamoraron de el/ella, sintiendo orgullo por la compañero/a de vida que escogieron.

Deja un comentario